Saltar al contenido

¿Qué son monturas de cuero?

octubre 23, 2018
monturas

Las monturas de cuero son conocidas también como sillas de montar y es un accesorio que se utiliza para brindar estabilidad a un jinete sobre el lomo de un caballo. También, protege al animal, pues no usarla puede acarrear daños en esta zona del cuerpo del animal.

En la antigüedad los jinetes no usaban este tipo de monturas, sino que cabalgaban lo que se llama “a pelo”. Fue después, hace como 2000 años atrás, que guerreros asiáticos, inventaron esta estructura, revolucionando la práctica de montar a caballo. Cuando se dieron cuenta que la silla les brindaba estabilidad y mayor seguridad en las batallas, no dejaron nunca de usarla, pues disminuyeron los accidentes y muertes por caída de estos cuadrúpedos durante las cruentas guerras que enfrentaron.

Una silla está divida en partes, con nombres claramente definidos. En algunos países varían la forma en las cuales son llamadas pero las características y funciones son exactamente las mismas. Por ejemplo, una silla inglesa está conformada por asiento, borrén delantero, borrén trasero, baste, Ación, Cuña, Faldón, CinchaGuarda hebillas, Latiguillos, Fandoncillo y Calcetín.

Según la forma tradicional de construir este artefacto, la silla de montar se fabrica  sobre una armazón de madera, aunque en la actualidad en la mayoría de los casos esta base es de metal u otro material sintético. Esta estructura es la que determina el tamaño de la montura y su ajuste sobre el lomo del caballo, así como la talla de la silla o asiento como tal, del jinete que la usará. Cuenta además con brazos longitudinales que unen las vías transversales que la componen.

Los estribos son una parte fundamental de las monturas o sillas de montar, y no son más que piezas generalmente de metal que ayudan a la comodidad del jinete al apoyar los pies en ellas. Son su soporte mientras cabalga y ambos están fijados a la estructura.

La Charnela, son otra parte importante de la silla de montar y es que esta pieza permite sujetar los estribos. En las sillas de montar inglesas estas pueden cerrarse y abrirse, sobre todo para cabalgatas a campo abierto. El objeto es que la charnela se abra en caso de que el jinete se caiga y este quede liberado y no lo que se conoce como estribado, lo cual causa graves daños cuando el caballo arrastra a su jinete sin control.

Existen varios tipos de sillas de montar, entre ellas podemos mencionar la silla de doma  la vaquera de cowboy aunque también se le diga así a la chaqueta, las más sencillas llamadas aparejos, que no tienen una estructura ni base, sino un cojín  sujeto con cinchas. En cualquier caso, los tipos de monturas están determinadas con el jinete, la doma y hasta la cultura o tradiciones del lugar, en función de los materiales con los cuales se cuenta.

Como dato interesante, la primera silla que se utiliza es la conocida silla de doma, para el contacto inicial entre el jinete y su caballo. Suelen ser menos rígidas que el resto, más ligera y más suave, con la intención de que sobre todo el caballo se acostumbre a cargarla sobre su lomo, además del jinete. En  la medida en la que este se va a acostumbrado, se pueden utilizar sillas más pesadas.